receta masa filo por osvaldo gross | ñoquis con carne molida | tevuelto de grelos con surumi | receta masa philo osvaldo gross | recetas con teleras duras | RECETS DE BUDIN DE ACELGA
Iniciar sesión

Ingresa para recetas888 con el fin de guardar sus recetas favoritas

Si aϊn no te has registrado, regístrate ahora!

¿Has olvidado tu contraseña?

Posted by: Gemma Biosca ¿Os podéis imaginar cómo me quedé cuando recibí el mensaje de MJ proponiéndome venir a filmar un Cooking Show en mi casa? Primero sentí alegría...después emoción...y más tarde nervios...muchos nervios!!!! Luego pensé que tenía ventaja, porqué MJ y yo ya nos conocíamos así que me tranquilicé....aunque luego pensé que quizás esto me pondría más nerviosa...uf!! Después vino la elección de las recetas a preparar: ¿qué iba a cocinar para que quedará chulo? O para que a la gente le gustara y se animara a hacer...¿y si no me salía bien? Al final me decidí por una receta de bacalao de Ferràn Adrià ya que es el ídolo de MJ ( y el de muchos más!) sabía que le haría gracia y que la receta le gustaría. Aunque al respecto de las recetas tengo una anécdota muy graciosa: cuando llegaron a casa y les expliqué el menú que íbamos a preparar me entró el pánico!!! Las recetas fueron un Confit de bacalao y la Tarta flan de manzana . Pero cuál fue mi sorpresa cuando MJ me dice: "Pues a mí no me gusta el bacalao ni las tartas de manzana........!!!!!!!!!!!!!!!!!! " No me lo podía creer...¿¿os imagináis el show?? Al final me confesó que no es que no le gustara el bacalao, sino que es de estos platos que nunca pide. Y sobre la tarta de manzana, cuando vio la textura en seguida me dijo que casi seguro que le gustaba...jajajajaja!!! Debo decir que tanto MJ como Víctor , su marido, que es el cámara/director/editor del vídeo me hicieron sentir muy bien y muy tranquila...son un encanto! Al final todo salió bien y MJ me aprobó..... Reto conseguido! Terminamos la velada disfrutando de la cena y con muchas risas...así que me siento feliz de haber participado en este Cooking Show! Por cierto, no dejéis de visitar su blog, Las Recetas de MJ : lleno de recetas fáciles de hacer pero a la vez muchas de ellas espectaculares...es un "must" en el mundo blogueril y si queréis saber donde podéis ir a comer, ella os recomienda un montón de restaurantes: la podéis seguir en su cuenta de Instagram . Os dejo el vídeo para podáis opinar vosotros [email protected] y veáis lo bien que lo pasamos y desde aquí, le vuelvo a agradecer que pensara en mí y quisiera pasar un buen rato cocinando conmigo! Aquí os dejo la foto de la Tarta flan de manzana y la receta AQUÍ . Y la receta del Confit de bacalao con setas y habitas la encontraréis más abajo: Dificultad: baja Tiempo de preparación: 20 minutos + 24 horas de reposo Ración: 4 unidades Ingredientes 8 dl de Aceite de oliva virgen e xtra 4 ajos 4 guindillas secas 6 hojas de laurel 4 lomos de bacalao de unos 150gr cada uno (al punto de sal) 200 gr. de setas variadas 200 gr. de habitas en aceite Brotes frescos de alfalfa para adornar (opcional) Preparación Ponemos el aceite en un cazo o cazuela que nos quepan los lomos de bacalao y echamos el aceite, los ajos machacados y con piel, las guindillas secas y el laurel y calentamos hasta que llegue a 70º. Si tenemos un termómetro apto para cocina, es ideal, pero si no, para saber que el aceite ha llegado a los 70º aproximadamente es cuando va a empezar a humear. En ningún caso el aceite debe hervir. Lo retiramos del fuego y le ponemos los lomos de bacalao , las setas y las habitas, tapamos el cazo o cazuela y dejamos reposar 24 horas como mínimo. A la hora de servir le ponemos los brotes frescos y servimos. Nota Este plato se puede hacer con otro tipo de pescado como por ejemplo, unos lomos de dorada o de lubina e incluso de salmón. Las setas mejor si son frescas, pero si no las tenemos, las podemos utilizar congeladas. Gracias por tu visita y recuerda que te puedes hacer seguidor en mi página de Facebook , suscribirte al Blog y recibir las recetas en tu correo además de seguirme por I nstagram , Pinterest y Twitter . Food&Cakes by GB

Fuente: foodandcakesbygb.blogspot.com.es

Aprovechando el fin de semana largo que hemos pasado, he preparado este arroz típico marinero cuyo origen se centra en la Comunidad Valenciana. Como os he dicho en otras ocasiones la calidad de los ingredientes que utilicemos va a ser determinante para el resultado final del plato y, cuando cocinamos arroces, muchos opinan que debemos ayudar con un fumet o fondo de pescado para aportar ese punto de sabor que nos haga subir a las nubes cuando nos llevemos a la boca desde el primer tenedor hasta el último. Como buen plato marinero que es, originariamente la receta era elaborada con los restos del pescado de la lonja, siendo los más adecuados según los expertos los de roca, los más espinosos y gelatinosos para conseguir ese sabor a mar puro. Es decir, la morralla . Como es normal, ésta varía dependiendo de la zona costera donde nos encontremos y cada cual escogerá lo que considere más oportuno y sabroso. Como suplemento, se han ido añadiendo mariscos variados como cangrejos o galeras, dando un gusto muy fino e inigualable y con los que difícilmente podremos fallar si nos proponemos hacer esta receta. Si sois más de arroz negro , no os preocupéis porque tengo la solución, sólo tenéis que echar un vistazo a la receta que publiqué el año pasado siguiendo las directrices del gran Ferrán Adriá. Y ahora vamos a darnos un festín... Ingredientes para 6 personas Para el fumet : - 2 dientes de ajo - 1 puerro - 1 cebolla - 1 espina y cabeza de gallo - 1 cabeza de pescadilla - 3 tomates deshidratados - 1 hoja de laurel - 1/2l. de caldo de escórpora o cabracho - 100gr. rape - 6 salmonetes de roca - 125gr. gambas - Aceite de oliva virgen Para el arroz : - 2 dientes de ajo - 1 sepia - 600gr. de arroz bomba "La Fallera" - 1 cucharadita de pimentón dulce - 3 cucharadas de tomate natural triturado (sin piel) - 3 o 4 hebras de azafrán - 1,5l. de caldo de pescado - Aceite de oliva virgen y sal Elaboración Del fumet : 1- Preparamos el ajo, la cebolla y el puerro, los picamos y empezamos rehogando con un poco de aceite de oliva virgen en una olla o caldero de gran tamaño. 2- Ahora incorporamos los tomates deshidratados. 3- Añadimos los mariscos, si los tenemos, y seguidamente las espinas y cabezas de pescado que hemos escogido. Removemos y vertemos unos 2 litros de agua. Tapamos y dejamos hervir a fuego lento unos 30 minutos junto a una hoja de laurel. 4- Transcurrido el tiempo indicado incorporamos el caldo de cabracho que tenía preparado y el pescado que vayamos a degustar después del arroz. En mi caso, un poco de rape y unos salmonetes de roca para quitar el hipo. Dejamos 15 minutos más. 5- Finalmente, añadimos las gambas que estarán listas en apenas 2 minutos. Apagamos el fuego y mantenemos el caldo bien caliente. Ojo, no sazonamos. Del arroz : 1- Troceamos la sepia, que traje ya limpia de la pescadería, y reservamos. 2- En una paella ponemos un chorro de aceite junto al ajo bien picado a fuego lento. 3- Sin demorarnos demasiado, añadimos la sepia y vamos removiendo. 4- A los 5 minutos ya podemos incorporar el pimentón, removiendo rápido para que no se queme y acto seguido el tomate. Seguimos removiendo con paciencia hasta que veamos que éste va perdiendo el agua y espesa. 5- Ya podemos ir añadiendo el arroz, el cual dejaremos unos minutos que se sofría para conseguir que finalmente nos quede un grano suelto y entero. 6- Añadimos el caldo, siempre muy caliente para que el arroz comience a hervir con viveza desde el principio. Ahora sazonamos a gusto e incorporamos el azafrán, removiendo para uniformar y ya no tocamos más. 7- Durante los primeros 12 minutos mantendremos el fuego fuerte, para bajarlo un poco los últimos minutos de cocción. En total, tendremos un arroz de primera a los 18 o 20 minutos aproximadamente. En esta receta, el arroz debe quedar casi seco. Cuando apaguemos el fuego, cubrimos la paella con un paño y dejamos reposar 5 minutos. ¡No olvidéis que después del arroz viene el pescado! Yo he preparado un alioli casero aunque también podéis acompañarlo con una emulsión de ajo, aceite y sal. Si sois de los que os gusta el sabor natural, sin mezclas, sin esconder o tapar nada entonces ya podéis empezar a degustar este recetón.

Fuente: dgustando.blogspot.com.es

Una receta con garbanzos muy nutritiva Tenía tantas ganas de que diese comienzo el Reto Gastronómico del mes de marzo promovido por Cocineros del Mundo , que una vez se dio el pistoletazo de salida me quedé totalmente en blanco. No sería porque no había donde elegir, pues tenía 2 opciones: fresas o garbanzos. Pero realmente no me salía nada. Por suerte, hace dos días vi la luz mientras navegaba a toda vela por la red. Encontré un blog que me gustó mucho y donde cogí la idea para la propuesta que hoy os hago, unas croquetas de garbanzos con pistachos del sitio Natalio Remolacho . Dándole vueltas al asunto me decidí finalmente por unos pasteles de garbanzos , utilizando unos moldes circulares y adornando con lechuga romana picada y tomates cherry. Todavía no había acabado todo pues faltaba incorporar el aderezo final, lo cual me resultó más fácil ya que recientemente había preparado unos cogollos de Tudela con vinagreta de menta , receta que extraje del ya comentado libro La Comida de la Familia de Ferrán Adriá . Así que Con esta receta participo en el Reto de Marzo de Cocineros de Mundo en Google+ en el apartado de Salado . El puré de garbanzos es exquisito y muy nutritivo pues posee hidratos, vitaminas, proteínas, minerales y fibra. La receta es originaria de Oriente Medio y consumida en muchos países, usualmente untando la fina pasta obtenida en el conocido pan de pita . La propuesta de hoy tiene ciertas diferencias con la original, bien en la forma de uso o por la omisión o inclusión de alguno de sus ingredientes, como ocurre con el limón que es básico en la preparación del hummus . Ingredientes para 4 personas Para el pastel: - 350gr. garbanzos cocidos - 1 cebolleta - 1 diente de ajo - 50gr. de pistachos - 4 o 5 ramas de cilantro fresco - 1 cucharadita de pimentón - 1 chorrito de aceite de oliva virgen y sal - 2 cucharadas de ajonjolí o sésamo Para acompañar y adornar el pastel: - Lechuga romana - 8 tomates cherry Para la vinagreta: - 8 ramas de hierbabuena fresca - 1 cucharadita de semillas de mostaza - 1 cucharada de miel - 80ml. aceite de oliva virgen y sal Elaboración Del pastel: En primer lugar tenemos que preparar los garbanzos. Si los tenéis cocidos perfecto, pero de lo contrario podéis utilizar los de bote como hice yo; eso sí, darles una buena ducha de agua fría en el escurridor hasta que deje de salir espuma. Incorporamos a la trituradora. Ahora picamos un poco la cebolleta y el diente de ajo e introducimos junto a los garbanzos. Salvo el ajonjolí , el aceite y la sal, añadimos el resto de ingredientes y empezamos a triturar. Cuando ya obtengamos una pasta uniforme, añadimos el primer chorro de aceite de oliva y un pellizco de sal. Seguimos triturando y probamos. Actuaremos de la misma forma hasta que encontremos el punto deseado, teniendo en cuenta que el puré de garbanzo no debe quedar demasiado húmedo para que mantenga la consistencia bien para hacer croquetas o los pasteles que hoy tratamos (las primeras necesitarán menos aporte líquido que el pastel). Precalentamos el horno a 180º y nos disponemos a preparar los pasteles. Con unos moldes metálicos redondos y sobre un papel especial para el horno en su propia bandeja, vamos introduciendo el puré hasta completar su volumen y alisamos la superficie. Tened en cuenta que con las cantidades indicadas, a mí me dio para 2 pasteles de tamaño mediano, tendremos un entrante o primer plato suficiente para 4 comensales. Introducimos en el horno 20 minutos y listo. Antes de desmoldar añadimos el sésamo y dejamos enfriar. Como os contaba en la introducción, este es el caso en que utilizamos uno de los ingredientes de otra manera ya que originalmente las semillas de sésamo son añadidas en forma de tahín o tahine que es la pasta obtenida al machacar el ajonjolí tostado con agua y/o aceite y que posee un aporte energético increíble. Del acompañamiento y adorno: Lavamos y picamos lechuga romana. Así mismo lavamos y cortamos en cuartas partes o mitades los tomates cherry. De la vinagreta de hierbabuena: En el vaso de la batidora ponemos todos los ingredientes y mezclamos. Probad y rectificad si es necesario el punto de sal. Finalmente, disponemos el pastel en el centro del plato adornado por el exterior con la ensalada que hemos preparado y vertemos la vinagreta sobre ella. Un pastel de garbanzos que volveréis a degustar, seguro... Sobre todo si sois amantes del garbanzo .

Fuente: dgustando.blogspot.com.es

Ayer empezó la primavera y se asoma el buen tiempo por la ventana, por eso es hora de empezar a preparar nuevas recetas de ensaladas que nos saquen de la rutina de la elaboración de las de siempre. Siempre es bueno añadir 1 o 2 ingredientes que modifiquen el plato y le den un toque distinto. Ingredientes para la ensalada de huevos de codorniz (2 personas): Lechuga iceberg 6 huevos de codorniz 1/2 cebolla morada 1/4 de pepino 1/2 lata de millo o maíz 1/2 aguacate 1/2 zanahoria 3 cucharadas de brotes de soja Aliño: 2 cucharadas de aceite de oliva (yo utilicé aceite de oliva de guindilla y cardamomo de la colección aceites aromatizados por Ferrán Adriá de Borges) 1 cucharada de vinagre de vino blanco 1 pizca de sal maldon o sal gorda Elaboración de la ensalada de huevos de codorniz (2 personas): Ponemos un cazo con agua y añadimos los huevos. Una vez que empiece a hervir, calculamos 5 minutos. Apagamos el fuego, escurrimos y dejamos que se enfríen. Lavamos la lechuga y la picamos en juliana. Pelamos la cebolla, la zanahoria y el pepino. Los picamos en cuadraditos, rodajas y tiras, respectivamente. Abrimos el aguacate, le quitamos la piel y lo picamos en tiras. Montamos la ensalada. Ponemos la lechuga, el millo o maíz, la cebolla, los brotes de soja, el pepino, la zanahoria, el aguacate y los huevos de codorniz. Vertemos el aliño. ¡Que aproveche!.

Fuente: agolpedesabor.blogspot.com.es

A quién no le gusta la pizza, puede que no te guste pero a esta pizza no le dirás que no aunque solamente sea por la curiosidad de probar algo nuevo. Buscando una alternativa a la masa de harina encontré esta versión con coliflor y sinceramente me alucinó que se pudiera preparar así este vegetal. Investigando un poco más descubrí que Ferran Adrià probando ideas nuevas preparó un cuscús de coliflor que probaré en breve, pero eso ya es otro tema. El caso es que en el blog de Eat Green, Eat Bean estaba la receta que ha resultado perfecta y luego lo que le pongas encima depende de nuestra imaginación. Mi versión lleva calabacín, tomates secos y aceitunas negras de Aragón que son mis favoritas. La versión en la que me he inspirado lleva queso pero preferí obviarlo para que fuera menos calórica y he sustituido el huevo por harina de garbanzos pero tendré que probarlo, como recomienda, con semillas de linaza. Tened cuidado al despegarla del papel de horno, esperar un poco a que se enfríe y endurezca antes de servir pero no tardar mucho porque es deliciosa en caliente. De nuevo agradezco a mi hermana las increíbles fotos que ilustran esta entrada <3 Gracias nena, eres una artista! <3 Ingredientes para 4 personas : 1 coliflor mediana 2 cdas de harina de garbanzos cilantro fresco al gusto 1 puñado de anacardos crudos 1/2 calabacín mediano en rodajas muy finas 8 tomates secos aceitunas negras de Aragón AOVE (Aceite de Oliva Virgen Extra) Agua Sal al gusto Preparación: Preparar el queso vegano batiendo los anacardos con un poco de agua, sal y aceite y reservar. Lavar bien la coliflor y cortar los tallos. En una olla con agua hirviendo cocer durante unos minutos la coliflor hasta que este tierna y colar. Con ayuda de una gasa colar la coliflor y escurrir bien el agua. En la receta original pone que podemos usar el agua sobrante para preparar una sopa. En un bol mezclar la harina de garbanzos con agua y sal, batir hasta obtener consistencia de huevo batido, bien espumosa. Añadir el cilantro fresco picado fino. Agregamos la coliflor y la machacamos con un tenedor hasta formar una pasta. Preparamos una bandeja con papel de horno, engrasamos y extendemos la masa con cuidado de que no sea muy fina. Yo lo hice con las manos, me encanta tocar los ingredientes en la cocina y es por eso que pienso que al cocinar hay que estar bien de ánimo, porque como habréis comprobado los que hayáis leído Como agua para chocolate, la cocina son sensaciones y sentimientos, emociones que se transmiten a los alimentos que luego comerán otros, y hay que tener cuidado. Puede sonar muy new age pero lo he podido comprobar y me lo creo. Cuando mejor estoy mejor saben mis platos y ahora vuelvo a estar inspirada :) Dejar los tomates secos en agua tibia unos 15 minutos. Hornear las bases unos 20 minutos a fuego medio o hasta que estén crujientes y tostadas por los bordes, sacar y decorar con el queso de anacardos primero, seguir con las rodajas de calabacín, los tomates secos en tiras, las aceitunas y un chorrito de aceite de oliva virgen extra. Meter de nuevo en el horno un rato más, unos 10 minutos a fuego medio y servir de inmediato. Bon profit! ;)

Fuente: maisoncourgette.blogspot.com.es

Para hoy un postre que se me antojo desde que lo vi en el libro “La Comida de la Familia” de Ferrán Adriá que me regalaron por mi cumple. Quizá un poco laboriosas para el resultado final (sobre todo porque no pude comprar pistachos pelados y me tocó ir pelándolos uno a uno), pero quedaron bastante ricas y con un sabor muy intenso a pistacho. INGREDIENTES (para 6 personas): 150ml de Nata, 6 Yemas de Huevo, 600ml de Leche Entera, 100g de Pistachos Pelados, 135g de Azúcar. PREPARACIÓN: Procedemos como para las natillas clásicas. Ponemos a calentar la nata y la leche en un cazo. Por otro lado vamos mezclando el azúcar con las yemas. Cuando la leche esté caliente la añadimos a las yemas sin dejar de remover, y volvemos a verter la mezcla en el cazo. Ponemos al fuego y llevamos a 85ºC, como es complicado tener un termómetro en casa, esta temperatura se consigue cuando al introducir una cuchara y sacarla se pueda trazar un surco en la cuchara y que quede bien marcado y no se vuelva a cubrir con el líquido. Inmediatamente vertemos en un bol con los pistachos pelados y trituramos con una túrmix. Si queremos una crema más fina podemos pasar la mezcla por un colador o un chino. Y listo, servimos en boles o copas y reservamos en la nevera. Yo no me pude resistir y les puse una galleta a todas menos a la de la foto. ¡Del Bulli a la mesa de casa!

Fuente: comoelojodeunpollo.blogspot.com

Ya ha ocurrido en ediciones previas de este tipo de concursos, a medida que van quedando menos candidatos, y sobre todo a partir de que el supervillano es eliminado y se pierden argumentos extraculinarios, la cocina va tomando relevancia y se convierte en el protagonista principal del programa. Anoche ocurrió eso, liberados de la incómoda presencia de Oriol, por fin nos pudimos darnos cuenta de que los que quedan son buenos cocineros y pueden sacar elaboraciones de calidad incluso en condiciones apuradas de tiempo o con ingredientes inverosímiles. Ya sabíamos que ayer quedaría eliminado uno de los gallos del corral, y en una reñida lucha con sus rivales, el elegido fue Sergio. Se fue uno de los gallos (y no lo digo por el peculiar comportamiento de su pelo) Ya tendremos tiempo en la crónica de buscar explicación a la eliminación de Niceto, incluyendo la idea de que, a veces, más vale callarse la boca que hablar de más. En su despedida, hay que reconocer que en las distancias cortas tenía que ser un buen tipo, porque despertó en sus compañeros una ola de tristeza hasta ahora inédita. Consiguió hacer llorar a Mari Paz, al cabroncete de Melatrufan, a Roncero, a Susi (lo cual no tiene demasiado mérito porque es de lágrima fácil y puede ser que en ese momento se estuviera acordando de la madre de Bambi). Incluso el frío teutón, no sabemos si por contagio, llegó a llevarse las manos a la cara con gesto apesadumbrado. Dramón Nos queda así una semifinal con el duelo en todo lo alto entre Marcel y Mela, con Mari Paz como convidada de piedra. Esperemos que, al menos, los dos favoritos hayan terminado de limar esa polémica que arrastran desde hace semanas y que ya resulta un poco cansina, y podamos ver, por fin, platos que nos emocionen. Sergio, coge tus cuchillos, tu verborrea, tu ego, tu flequillo y las 35 motos que hay en el parking y que te quedaban por vender, y vete PRUEBA DE PRESIÓN: DOS BUENOS PLATOS Y UN BIEN PLATO Una de las cosas que nos está mostrando esta edición de Top Chef es una preocupante falta de imaginación por parte de los guionistas, y estamos viendo con demasiada frecuencia dos y hasta tres pruebas repetidas de otros años en el mismo programa. En este caso, pudimos ver de nuevo la prueba de los papeles de plata, en la que todos los alimentos de la despensa sólo se pueden reconocer por el tacto, ya que están envueltos en ese material. Papel plata a raudales, con lo rápido que se acababa cuando estaba Oriol Los concursantes tenían que cumplir dos requisitos en esta prueba, solo podían entrar una vez en la despensa y tenían que usar obligatoriamente todos los ingredientes que cogieran. En este caso pudimos ver dos estrategias bien distintas, Niceto y Mela optaron por una elección más o menos rápida de pocos ingredientes, mientras que Marcel dedicó muchísimo tiempo a intentar averiguar que había en los paquetes. Mientras tanto, en el almacén, Mari Paz hablaba con la tele de plasma Niceto intentó buscar verduras para hacer su plato, pero a medida que iba abriendo paquetes, se le iban acumulando limones encima de la mesa. Para completar el cuadro, apareció después un plátano más bien pasado, un pimiento gordo, unos pimientos del piquillo y tres mejillones. Sergio no desprovechó la oportunidad de practicar su deporte favorito, el tenis Como no podía ser de otra manera, Sergio había usado centenares de veces la combinación plátano-pimientos del piquillo y ya sabía él que funcionaba perfectamente. Hizo un a crema con estos dos elementos (y supongo que también metió ahí el pimiento gordo). Abrió los mejillones y les incorporó los cítricos. El resultado, lo presentó en su ya habitual plato verde. Qué manía de poner tanto plato y tan poca comida Cuando llegó Roncero a probar el plato, Nicetomeetmyownamazingself se embaló y empezó a venderle un vespino como su fuera una BMW de 1200, que si el piquillo con plátano funciona fenomenal, que si he puesto el cítrico para limpiar después del plátano, y una serie de chorradas que finalmente el sublimotioner tuvo que parar en seco con un "deja de vendérmelo que ya lo pruebo yo" que queda en los anales de las frases memorables de esta edición. No es plasta, es prolijo en oído Pero el caso es que Roncero le tuvo que dar la razón porque el plato debía estar bien rico, de hecho lo calificó como un gran plato y dejó a su autor con la sensación de que una vez más reconocían su talento y se le hacía justicia. El hiuepute se tomó su tiempo para elegir los ingredientes, y acertó solo a medias. Encontró unas almejas, unas sardinas, guisantes congelados, patata violeta, pepino y citronela, unos ingredientes con los que preparó un plato muy vistoso en ojo, sopa (o crema) de guisantes y citronela (que me figuro, incluía también las almejas) con sardinas marindas en sal. La fiable estética teutona Precisamente, este detalle de la sardina marinada en sal fue lo que más impresionó a Roncero, si a eso sumamos que quedó muy complacido con la crema de guisantes, es normal que también calificara la obra de Marcel como un gran plato. Marcel y Niceto se felicitan por sus buenas críticas... ...mientras que Mela, observa con preocupación la posible victoria (y venganza) del teutón Melatrufan encontró más o menos lo que encontraba. Como Marcel, cogió almejas y sardinas, pero los acompañantes fueron calabacín, pimiento rojo, una yuca y un manojo de citronela (que él pensó que eran espárragos). Mela marinó la sardina, preparó una salsa de pimientos muy reducida e hizo una vinagreta con el calabacín y la citronela. Con la yuca preparó unos chips, pero olvidó ponerlos en el plato, por lo que en principio, podría haber incurrido en des-alineación indebida de ingredientes. Pero rápidamente salió del apuro diciendo que (presuntamente) había incorporado la yuca en otra preparación debajo de la sardina, aunque en ningún momento se le vio haciendo tal cosa. (Si alguien lo vio que hable ahora) Preparación algo gore de Melatrufan También recibió buenas críticas por parte de Roncero, y por primera vez, pudimos ver la tesitura de tener que decidir entre tres platos de calidad. Tras la deliberación, el jurado optó por la decisión que más juego propiciaba, dar la victoria a Marcel y así ponerle en bandeja la venganza que había prometido a Melatrufan. Mela felicita al teutón, "preparando la cara para recibir las hostias" PRUEBA DE ACCESO A SEMIFINALES: EXPLOTANDO AL MÁXIMO LA POLÉMICA Después de una primera prueba en la que primó claramente la cocina, la segunda empezó recalcando la faceta más lamentable del programa, ese desmedido interés por alimentar hasta la más mínima polémica que surge entre los concursantes. Después de la doble estrategia de Mela en contra del teutón, este ansiaba venganza, y los regidores del programa no dudaron en poner todos los medios a su disposición para llevarla a cabo. Marcel busca la manera de perjudicar a Mela El escenario escogido fue esta vez el puerto histórico de Palos de la Frontera en Huelva de donde saliera Colón hace algo más de cinco siglos a la conquista del nuevo mundo, ¿o no hace tanto tiempo? En Europa agonizaba la segunda guerra mundial, mientras tanto, en España, Colón salía con sus carabelas. Veo al de los rótulos de Top Chef algo distraído últimamente La organización del programa había preparado tres cestas, cada una de ellas con cuatro productos, cestas que Marcel tendría que asignar a sí mismo y a sus rivales. Por si el alemán no lo pillaba de primeras, también habían dado nombre a las cestas, fácil, con corvina, pimientos, patatas y jamón; de dificultad media, con fresas, cacahuetes, gambas y aguacates; y difícil, con vainilla, mojama, ñame y castañuelas ibéricas (glándulas salvares de cerdo). Como era de esperar, Marcel se quedó con la fácil, Mela cargó con la difícil y Sergio, que se frotaba las manos viéndose fuera de la polémica, se quedó con la intermedia. Marcel hizo a Mela "una bien putada" Me parece absolutamente injusto e ilógico que a estas alturas de programa el privilegio obtenido en la primera prueba sea tan determinante en el desenlace final. Ya ocurrió la semana pasada para beneficio de Mela y en esta se ha vuelto a producir para alegría de Marcel. Las cestas que prepararon eran tan dispares, que el perjudicado, en este caso Mela, debería haber sido una mezcla entre Ferran Adrià y Heston Blumenthal para sacar algo decente de ahí. A tres programas del final, deberían intentar que primara la cocina y solo la cocina, sin condicionar tantísimo el desarrollo de las pruebas, me da la impresión que esto solo puede llevar a desenlaces injustos. El ingrediente que faltaba era el jurado, un trío de lujo formado por Paco Morales, campeón de España de jóvenes cocineros en 2011, Mateu Casañas, con experiencia en el Bulli y Diego Guerrero, dueño de una estrella Michelín. Y digo de lujo porque, huyendo de las actitudes vanidosas que muestran otros cocineros más reconocidos en estos programas, se limitaron a hacer muy bien su trabajo, juzgar con rigor, como expertos que son, los platos que le pusieron por delante y nada más. Chicote y Susi escuchan en postura Vespa las explicaciones de Roncero El reto era ahora, plasmar en un plato con los ingredientes asignados una suerte de fusión del viejo y el nuevo mundo ¿Qué fueron capaces de preparar nuestros héroes?. Empezaremos por el que lo tuvo más fácil. Marcel intentó sacar mucho partido de sus ingredientes, su planteamiento inicial era, y cito textualmente: "quiero hacer un taco de corvina, con una cigalita, un caldo de hamón y de pimiento drojo, y una cremita de pimiento drojo con un pilín de piña y patata", pero en su opinión, había un problema con un producto, "no quería que el hamón estuviera demasiado fuerte para los demás productos". Marcel extiende grasa de hamón sobre la corvina Pero a medida que le fue perdiendo miedo, descubrió que el jamón podía ser un buen aliado, así que fundió la grasa y la extendió sobre la corvina, y posteriormente, aprovechó esa misma grasa para saltear las cigalas y algunas verduras. El montaje final del plato fue algo menos fino de lo que el teutón nos tiene acostumbrados, una base de crema de pimiento piña y patata con toques de jamón, coronado por la corvina y las cigalas y verduritas salteadas en la grasa del jamón. Le pidió uno de sus platos a Sergio Lo más curioso es que después de usar jamón en el caldo, restregar su grasa por la corvina y saltear cosas en ella, la principal crítica del jurado fue que en el plato faltaba la personalidad del jamón. Sergio contaba, en opinión del jurado, con una cesta atractiva, y él mismo quiso complicarse tanto la vida que acabó haciendo un plato de lo más vulgar. Aquí parece que cuando no se les ocurre otra cosa, el tartar es la opción más socorrida. La realización nos sorprendió con extraños planos desee abajo de Niceto Como viene siendo habitual cuando le asignan ingredientes, el cantabro tiró de queja fácil. en su opinión, sus ingredientes, fresa, cacahuete, aguacate y gambas eran excesivamente reconocibles (quizás hubiera preferido escroto de ñu en salazón, jiba de dromedario deshidratada, caviar de pulgón y pituitaria de cisne negro, que son poco reconocibles) e iba a tener que realizar algo complejo para tratar de impresionar al exigente jurado. Después, pasó a glosar un poco su propia figura, incidiendo en la gran intencionalidad de sus preparaciones, "siempre se hasta donde quiero llegar con mis platos", ¿lo dudabais?. Se pasó toda la prueba hablando consigo mismo Cuando finalmente concluyó su plato, el aspecto no era muy atractivo y Chicote se lo dejó claro, fue un acicate para que ante el jurado sacase toda su verborrea: "he sacado primero el jugo de las cabezas y lo he añadido a la gamba ya cortada para que se fuera impregnando todo el sabor, por otro lado lo que he hecho es añadirle un poco de okra y un poquito de chilí para darle un poco de sabor a la mezcla, incluso también le he metido un poco de cacao al plato. Lo que quería es hacer le unión , hacer el camino lo que es desde las Américas hasta aquí, el paso en el barco. Las carnes que habría en un barco siempre serían carnes secas porque si no se estropearían durante el camino, entonces también he hecho un jugo de carne..." y hasta ahí aguantó Chicote, que zanjó el tema con un lacónico "muchas gracias", sino, lo mismo está el tío todavía hablando. Sergio, tu si que vives entre dos mundos, los de Yupi No salió bien parado de la crítica, porque tanta palabrería creó unas expectativas en el jurado que luego no aparecieron para nada en el plato. Probablemente hubieran sido bastante más benévolos si no hubiera intentado venderles el paddock entero de MotoGP. Se limitaron a constatar que lo único que había hecho era picar los ingredientes. Demoledor. Melatrufan lo tuvo muy complicado, y viéndolo todo perdido intentó arriesgar mucho, introduciendo en el plato aún más ingredientes dispares como cazón ahumado, tomate de árbol, pasta de achiote o semillas de papaya. Ahumando cazón a su manera Su cocinar fue errático y no se le vio nada cómodo en ningún momento. Al final, lo que presentó parecía más un plato a medio hacer que un plato acabado, y el jurado se quedó con la sensación de que faltaba un caldo o una salsa que aunara los distintos elementos que aparecían aislados como islas en el plato. Un Stonehenge de libro Con las cartas sobre la mesa, el que se llevó el gato al agua fue el teutón, que, sin ser ninguna maravilla, consiguió el plato más equilibrado. En seguida fue a celebrarlo con Mari Paz, que no lo quería ni en pintura, pero que no desaprovechó la oportunidad de meterle un buen sobeteo para constatar que el alemán estaba temblando de la emoción. Bailar pegados es bailar.... Las espadas quedaban entonces en todo lo alto de cara a la prueba final, en la que se decidiría el tercer semifinalista y el concursante que tendría que abandonar las cocinas.

Fuente: cocinarconciencia.blogspot.com

Todavía recuerdo la masterclass de Kiko Moya, este alicantino que prepara unos arroces riquísimos, a contracorriente y saltándose las normas establecidas. Echando la vista atrás, además de sus arroces nos dejó un tesoro que hoy recupero, una yema embrionaria curada en soja. Una yema que quedaba con una textura muy diferente, como una mantequilla que se podía untar, una pasta densa que era toda una experiencia en el paladar. ¿Por qué la recupero hoy? Pues porque es el Día Mundial del huevo y habrá que celebrarlo comiendo huevo. Para ello voy a preparar una tapa con este protagonista que se adapta a un montón de platos, como acompañamiento o en solitario. Yo no dispongo de una yema embrionaria, pero con una yema normal, os aseguro que el resultado es muy bueno. ¿Hay algo más rico y más nuestro que la tortilla de patata? Cuando separé la yema de la clara, pensé en que no iba a tirarla, así que tenía que acompañar a la yema de alguna manera. Ya sé que no soy pionera en desestructurar la tortilla de patata, hace muchos años que el genio de Ferrán Adriá lo hizo, pero aquí tenéis otra forma. INGREDIENTES (1tapa) 1 huevo 10g. de cebolla 10g. de patata soja Aceite de oliva cebollino sal Separamos la yema de la clara. Ponemos la yema en un recipiente cubierta de soja , flotará pero no os preocupéis. Tapamos con film y metemos en la nevera durante 48h. Yo la he sacado un poco antes. De vez en cuando le podéis dar un meneíto para que la soja pase por encima de la yema. La clara tb la reservamos durante ese tiempo en la nevera tapada con film. Pasado el tiempo de curar la yema, picamos la cebolla muy fina y la freímos en aceite de oliva . Añadimos la patata cortada en cuadraditos muy pequeños y salada y la freímos con la cebolla antes de que esta última termine de hacerse. Escurrimos y reservamos. Batimos la clara de huevo , le echamos un poco de sal y la hacemos en la sartén con una pizca de aceite de oliva, revolviendo, como cuando hacemos huevos revueltos. Solo queda montar la tapa . Ponemos la clara en el fondo, después la mezcla de patata y cebolla y por último la yema que habremos escurrido de la soja. Adornamos con un poco de cebollino y listo. ¡Espero que os guste y Feliz día del huevo!

Fuente: tastyfridays.blogspot.com

Hace años que las tapas españolas tienen mucho éxito en EE. UU. Incluso se han subido a los camiones de comida . Está claro que las tapas son una comida divertida y de gran variedad , y creo que por eso se han hecho tan populares. Pero en EE. UU. los locales que sirven tapas españolas no son la típica taberna con su barra, su olorcillo a fritanga y sus servilletas de papel arrugadas en el suelo. No; allí son restaurantes de tapas, con un interiorismo muy cuidado y unos precios que van a la par con la imagen de los locales. Con motivo de la entrega la semana pasada de los premios James Beard , llamados "los Oscar de la comida", hablaré en este post de José Andrés , que ganó el premio al mejor chef de 2011 . Se dice que fue el chef asturiano quien popularizó las tapas en EE. UU. Lo cierto es que lleva viviendo en este país 21 años , al que llegó después de formarse con el famoso Ferran Adrià en El Bulli , y es propietario de varios restaurantes, además de escribir libros , colaborar en la televisión y muchos otros proyectos relacionados con la comida y la gastronomía española . Interior del restaurante Zaytinya , en D.C. En Washington D.C. (y alrededores), donde reside, ha abierto varios restaurantes , entre ellos Jaleo . También es propietario de un restaurante griego-turco-libanés que sirve mezze ( Zaytinya , en el que he tenido el placer de comer) y Oyamel , que sirve tacos y antojitos mexicanos . El imperio de José Andrés se ha extendido con los años, y además de adentrarse en cocinas de otros países que se prestan al estilo "tapas" de comida , también es propietario de Minibar (por el que ganó el James Beard), un restaurante con solo 6 asientos (en una minibarra) donde se sirven bocaditos de carácter más experimental, herencia de su formación con Adrià . El menú prix fixe de 35 bocaditos se lo comen 12 personas al día en un solo turno de almuerzo y otro de cena. También abrió el año pasado en Las Vegas un Jaleo y el restaurante China Poblano , que sirve comida fusión china-mexicana (¡toma ya!). El restaurante Jaleo en D.C. Pero volvamos a Jaleo , porque desde que el primero abriera en 1993 en el centro de D.C. se ha convertido en todo un referente de la comida española en esta ciudad. Pulpo a feira de Jaleo Es uno de los pocos restaurantes de tapas en EE. UU. en los que he comido y he disfrutado como si estuviera en España. La primera vez que fui dio la casualidad que José Andrés estaba en el restaurante comiendo con toda su familia. A pesar de que los camareros andaban un poco despistados por esto, la comida fue toda excelente, con tapas difíciles de encontrar por estas tierras allende los mares, como calamares en su tinta. No quise probar la paella porque siendo valenciana siempre me decepcionan fuera de Valencia, pero es un plato que tiene mucho éxito en este restaurante. De hecho organizan desde hace 8 años un popular festival de la paella . El nombre del restaurante está inspirado por el homónimo cuadro del gran pintor estadounidense John Singer Sargent , al que ya mencioné aquí . El Jaleo (1882), en el Museo Isabella Stewart Gardner de Boston Pimientos del piquillo rellenos de queso de cabra de Jaleo Los restaurantes de tapas españolas en EE. UU. son un negocio lucrativo y muy popular , ya que la gastronomía española está considerada como una de las mejores del mundo y a la vez es algo exótico en este país. Pero hay muchos restaurantes que, primero : no sirven comida realmente española (sino que mezclan platos pseudo-mexicanos con alguno español); y segundo : no ofrecen calidad en sus ingredientes. Al menos en Jaleo se puede disfrutar de unas tapas con calidad que llevan detrás la experiencia de un chef de la madre patria .

Fuente: chicsouffle.blogspot.com.es

Posted by: Gemma Biosca Hoy os dejo la última receta de la temporada...sí, necesito parar! La verdad es que aún no me voy...me quedan unos cuantos días de trabajo pero necesito desconectar del blog. Estoy segura que [email protected] sabéis a que me refiero: de vez en cuando hay que olvidarse de "este hijo" llamado blog y que parece que le tengas que estar alimentando cada día...¿verdad? La receta de hoy, por así llamarla, es divertida y queda espectacular cuando la presentas en la mesa: un gazpacho en forma de helado! Más que un helado, es un polo...o mejor un flash que nos recuerda a nuestra niñez aunque todavía existen! La primera vez que la vi fue en una revista que regalaban en el supermercado Caprabo con recetas de Ferràn Adrià. He buscado el libro en la red, pero sólo sale la portada. Os lo dejo AQUÍ por si alguien lo tiene y os lo pueda dejar...una pasada! Y así..con esta receta me voy y os dejo: espero que estos días seáis más felices, que lo paséis muy bien y que disfrutéis de todas las cosas, sean más o sean menos! Yo me voy a mi playa favorita, ya lo sabéis, y espero repetir mis buenos ratos con mis amigos y disfrutar de las pequeñas cosas que tengo cada día cuando me levanto! Os espero en septiembre...y que sepáis que os voy a echar de menos! FELIZ VERANO Y SED MUY FELICES!!!!!!!!!!!! Por cierto...estos tomates son de nuestro huerto urbano...¿a que molan? Dificultad: baja Tiempo de preparación: 40 minutos Ración: - Ingredientes 1 Kilo de tomates pelados y sin pepitas 1/2 pepino 1/2 pimiento rojo 1/2 cebolleta 1 ajo 70 gr de aceite de oliva virgen extra 50 gr de vinagre de Jerez Sal Bolsitas para flash (yo las compré en La Bolsera pero también se pueden comprar por internet) Preparación 1- Pelamos y quitamos las pepitas a los tomates. 2- Lavamos todas las verduras 3- Con Thermomix: Ponemos todas la verduras, el vinagre, el aceite y la sal en el vaso y programamos 30 seg./vel.5 . A continuación 3 minutos/vel.10 . 4- Manera tradicional: Ponemos todas la verduras, el vinagre, el aceite y la sal en el robot de cocina o trituramos con el túrmix hasta que estén todas bien finas y disueltas. 5- Con la ayuda de un embudo, llenamos las bolsitas y las diponemos en el congelador en un recipiente de manera que queden derechas. 6- Servimos congeladas en un bol con hielo. Nota Estas bolsitas las podéis rellenar también de: sopa de sandía, sopa de melón, ajoblanco, salmorejo.... Gracias por tu visita y recuerda que te puedes hacer seguidor en mi página de Facebook , suscribirte al Blog y recibir las recetas en tu correo además de seguirme por I nstagram , Pinterest y Twitter . Food&Cakes by GB

Fuente: foodandcakesbygb.blogspot.com.es

La tortilla de patatas , también llamada tortilla española , es una tortilla , es decir una "fritada de huevo batido" y patatas . Se trata de una de las preparaciones más clásicas de la cocina española q ued ue pe encontrarse en cualquier bar o restaurante del p a referencia a la tortilla de patatas es navarro . Se trata de un anónimo "memorial de ratonera", dirigido a las Cortes de Navarra en 1817 ; en él se explican las míseras condiciones en las que viven los agricultores c aís. También grandes cocineros como Ferran Adrià le han prestado atención. El primer documento conocido en el que aparece un omparándolos con los habitantes de Pamplona y de la Ribera navarra. Después de una larga enumeración de los míseros alimentos tomados por los montañeses aparece la siguiente cita: " ...dos o tres huevos en tortilla para cinco o seis, porque nuestras mujeres la saben hacer grande y gorda con pocos huevos mezclando patatas, atapurres de pan u otra cosa... "

Fuente: lacocinadegibello.blogspot.com.es

Pues ya hace dos años que comenzó este reto mensual que cada mes nos lleva a conocer a un nuevo chef. Formo parte desde el principio de la comunidad de Cooking the Chef y he intentado no faltar nunca, aunque en un par de ocasiones no he podido. Es un reto que me encanta porque te hace experimentar, probar nuevos sabores, nuevas cocinas. Espero que duré muchos años más!!! Y este mes, para celebrarlo por todo lo alto, nos traen al CHEF con mayúsculas. Ferran Adrià. Considerado por muchos el mejor chef del mundo. No se pude negar que hay un antes y un después de Ferran en el mundo gastronómico. Gracias a el procesos como el de la esferificación o algo tan "habitual" ahora como las espumas de sifón, forman parte del día a día de muchas cocinas. Ferran nació en Hospitalet de Llobregat en 1962. La revista norteamericana Time incluyó a Adrià en la lista de los 10 personajes más innovadores del mundo en el año 2004 . Adrià ha sido chef y copropietario hasta 2011 del desaparecido restaurante El Bulli (Cala Montjoi, Gerona) que recibió a lo largo de su historia las máximas distinciones gastronómicas entre las que figura la de Mejor Restaurante del Mundo por la revista británica Restaurant, o el premio S. Pellegrino1 durante cuatro años consecutivos; algo que ningún otro establecimiento ha logrado hasta ahora. No ha sido fácil decidir que plato preparar de Ferran . Pensé primero en hacer algo relacionado con las "texturas".... pero no encontré nada que realmente me llamara la atención. Así que me fui a la cocina tradicional. Y de su libro "La cocina de la Familia" extraje este plato tan delicioso. En la receta original las carrilleras están hechas con vino tinto. Pero por experiencia, en mi casa las salsas de vino tinto son un poco difíciles para los niños... así que usé vino blanco. El resultado... salta a la vista. Una delicia!! Las carrilleras de ternera se deshacían. La salsa, para mojar pan hasta decir basta. Un platazo. Y fácil. INGREDIENTES (para 4 personas) 4 Carrilleras de ternera 1/2 litro de vino blanco 70 ml de brandy 2 Cucharadas de mostaza “Antigua” 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra 2 Cucharas de azúcar moreno 1 litro de agua Sal Pimienta ELABORACIÓN Nos aseguraremos primero de que las carrilleras están bien limpias de telillas (lo mejor es que os lo hagan en la carnicería). Salpimentamos las carrilleras y las doramos en la olla a presión con las dos cucharadas de aceite. Añadimos entonces el brandy y lo dejamos reducir. Incorporamos el vino y el azúcar y lo dejamos reducir también, unos 5 minutos. Echamos entonces la mostaza y el agua. Tapamos la olla y dejamos cocer a fuego medio durante 45 minutos. Transcurrido ese tiempo, abrimos la olla y dejamos reducir el jugo (que de entrada será bastante líquido) hasta obtener textura de salsa espesa. Yo saqué las carrilleras y trituré la salsa para que los niños no se quejaran al encontrar los granos de mostaza... Ferran acompaña las carrilleras con puré de patatas, pero nosotros las degustamos con quinoa hervida. Delicioso!!!

Fuente: kook-pi.blogspot.com.es

Buenas días cocinillas. He preparado un suquet de caballa, "Suquet de verat" , un típico y sencillo guiso marinero, tradicionalmente en Catalunya, Comunidad Valenciana y Baleares. Un plato muy completo, nutritivo y sabroso. Se prepara con más pescados y mariscos, junto con un buen caldo de fondo y añadiendo patatas a diferencia de la zarzuela. La receta la ví hace tiempo en el libro de Ferrán Adría " La comida de la familia". Yo la he preparado un poco a mi gusto. Ingredientes para 4 pax: 3 caballas 700 g de patatas 1 litro de caldo de pescado 4 dientes de ajo 1 cebolla Unas ramitas de perejil picado 3 cucharadas de tomate rallado 1 cucharadita de pimentón dulce Una pizca de pimentón picante o 2 cucharadas de alioli líquido Pimienta molida 1 cucharadita de Maizena Harina para rebozar Aceite de oliva Sal Elaboración: Limpiar las caballas, quitar las vísceras, las cabezas y cortar en trozos. Salpimentar. Enharinar ligeramente. Pelar, lavar y trocear las patatas. Pelar la cebolla y cortar en juliana. Pelar y picar los ajos. Lavar, secar el perejil y picar. Poner en una cazuela aceite a calentar y freír los trozos de pescados. Retirar y reservar. En el mismo aceite, retirando el exceso de aceite, poner a calentar a fuego suave, añadir el ajo seguidamente la cebolla, pochar ligeramente y añadir el perejil y el tomate rallado. Dejar freír a fuego suave unos minutos. Apartar del fuego y añadir el pimentón, remover, agregar las patatas, rehogar, cubrir con el caldo y cocer 20 minutos o hasta que las patatas estén tiernas. Añadir la caballa frita, poner dento del caldo, en una esquina la cucharadita de maizena y disolver con cuidado. Rectificar de sal si es necesario. Cocer 5-6 minutos y retirar del fuego. Dejar reposar unos 5 minutos antes de servir. Observaciones: En vez de pimentón picante, se puede añadir un alioli líquido. Una buena opción es ir compañada de una ensalada. Y para beber, un buen vino blanco frío. ¿Qué osparece mi guiso cocinillas? sencillo y muy rico.

Fuente: paprikaenlacocina.blogspot.com.es

Recetas888 is a recipe search engine that find recipes with advanced filters like ingredients, categories and keywords.
Recetas888 does not host recipes, only links to other sites. | FAQ | Privacy
Copyright 2020 ® v3 - Contacto